Blogia
CAPACITACION EN COSTOS Y GESTION

¿Sabía Ud. que el estress del trabajo mata a las neuronas?

Dentro del mundo de los negocios el tema es un secreto a voces. En los últimos meses se ha sabido de altos ejecutivos que simplemente se fundieron en su trabajo.

Tratamos de averiguar quiénes son los que voluntariamente se bajaron de la máquina y no salieron muchos nombres. Y es que si bien supimos de algunos que por problemas familiares o de salud hicieron un alto en sus exitosas carreras, nos dimos cuenta de que la mayoría de los trabajólicos chilenos no son capaces de parar.

Preguntando en grandes empresas nos cuentan que estos ejecutivos llaman la atención porque después de un viaje de negocios de varios días no pasan ni a saludar a su casa y se van directo a la oficina. Que planean los vuelos para el fin de semana para no perder días hábiles volando, o que muchas veces no ven a sus hijos por semanas ya que vuelven a la casa cuando la familia duerme y salen antes de que despierten, con todos los costos familiares que esto supone.

Los trabajólicos son personas tan adictas a su trabajo como puede ser un drogadicto adicto a la marihuana, la única diferencia es la percepción social que se tiene.

El trabajar harto y bien es muy distinto a trabajar al extremo de anular el resto de la vida (ver infografía); el adicto es el que mantiene los desequilibrios de vida y trabajo aún cuando no tenga nada puntual que hacer, y así se va destruyendo y comienza a obtener rendimientos decrecientes.

"Si no descansas, te fijas en detalles sin importancia, estás más difuso, no priorizas y bajas tu productividad", dice Leslie Cooper, de HK Human Capital.

En el lenguaje común se tiende a usar indistintamente trabajador responsable con trabajólico, siendo que no tienen mucho que ver. Como dice el psicólogo Claudio Ibáñez, director ejecutivo de Enhancing People, la diferencia no está en la cantidad de trabajo, sino en que los trabajólicos tienen un trastorno patológico cuya base es similar a otras adicciones: baja autoestima, inseguridad y perfeccionismo y sufren deprivación.

"Los trabajólicos trabajan mucho sin un sentido claro y sin tener intención pueden dejar la embarrada dentro de la empresa", explica Jorge Ruiz de Viñaspre, de Patros Consultores. Y agrega: "Las empresas líderes son las que tienen personas que trabajan lo necesario, sin fallas y al menor tiempo y costo posible".

"Un trabajólico se parece mucho a un hamster dando vueltas en una ruedita: no va a ninguna parte, no logra nada y sólo quema calorías", explica Edna Seguel, representante de Hewitt Associates.

Frente a esto último se calcula que los costos asociados al estrés, enfermedades, depresiones y costos de personas socialmente no sanas, son muy altos.

Según un estudio del Departamento de Ingeniería Industrial de la Universidad de Santiago de Chile (Usach), uno de cada 10 trabajadores chilenos sufre de estrés laboral, una enfermedad no reconocida por el sistema de salud vigente, pero que sí puede somatizarse y llevar a una persona a la muerte. No hay certeza de cuántas de estas personas estresadas son trabajólicas, pero los expertos aseguran que están en todos los niveles y sin distinción de sexo.

Qué buscan las compañías

"En los ejecutivos cada vez son más importantes las variables soft, antes sólo se veían las variables técnicas al momento de contratar un ejecutivo. Hoy se pide liderazgo, buen trato y ser capaz de trabajar en equipo", explica Leslie Cooper.

Uno de los principales problemas de los trabajólicos es su mal manejo de trabajo en equipo principalmente por dos razones: son extremadamente perfeccionistas y por ello no saben delegar tareas o tienden a corregir todo lo que piden, y que sus horarios de trabajo revientan a sus empleados. Todo esto trae mal clima laboral.

El clima laboral va directamente relacionado con los resultados económicos de la empresa. De hecho, un estudio de Hewitt Associates es concluyente: las empresas con un puntaje más alto en "engagement"(compromiso emocional y laboral de los empleados) tienen mejores resultados, de hecho, las firmas que logran crecimiento de dos dígitos tienen un 80% más de "engagement" que las otras.

Muchas multinacionales tienen programas especiales para evitar el "workaholism" entre sus ejecutivos: como podría ser horarios de cierre de las oficinas, que sea imposible entrar al sistema de emails fuera de los horarios establecidos, monitoreo de cargas de trabajo, obligación de tomar vacaciones, entre otras cosas.

"Hay personalidades que tienen más tendencia a volverse trabajólicas, pero para que se dé necesitan tener un caldo de cultivo que es el que hay que evitar", explica Leslie Cooper. A su juicio, los avances tecnológicos -como Blackberry, laptops y celulares- fomentan esta desvinculación y borran los horarios.


Caso de un ejecutivo y su necesidad de trabajar mucho


Entrevistamos a un ejecutivo que es reconocido por todo su círculo como trabajólico, pero llegado el momento dice: "trabajo harto, mucho más que todos los que conozco, pero de ahí a ser trabajólico..."

Reconoce sentir culpabilidad cuando no está trabajando y asume que nunca siente culpa cuando se trata de su vida personal o familiar. "Tengo una mujer que me ha cubierto en todo y aunque se queja, siempre se ha encargado de lo familiar. Sé que los niños han estado mejor con ella y que no se van a traumar porque han tenido todo el amor". Ellos le han recriminado, pero como tienen una relación muy cercana, tampoco se ha sentido obligado a parar de trabajar.

Por otra parte, en el trabajo no es igual: "Siento que tengo que cumplir con todo, hacerlo súper bien y revisar cada detalle. Ahí delegar se me hace complicado. He tratado mil veces, pero siempre me fallan y es aún peor porque hay que partir de cero".

Reconoce que lo tienen un poco cansado los compromisos. "Tengo como un impedimento para decir que no. Siempre pienso que me la puedo, porque me piden cosas para 6 meses más, pero no hay plazo que no se cumpla".

¿Por qué tiene esta necesidad de trabajar tanto? "Me gusta, dice, pero también tiene que ver con que yo vengo de una familia de clase media en la que no puedo descansar si tengo un fracaso laboral. En el fondo, he vivido siempre con la idea de que me las tengo que arreglar solo".

ALGUNAS EMPRESAS tienen programas para tratar a los trabajólicos porque les generan costos como mal ambiente laboral.

MAGDALENA ECHEVERRÍA FAZ
¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres
¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres

2 comentarios

linxiong -

http://www.jerseysgreat.com

Nike Shox Clearance -

What is the secret ingredient of difficult those that allows them to be successful?Why do they endure the tough occasions when others are overcome by them? Why do they win when other individuals drop? Why do they soar when other individuals sink?
¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres