Blogia
CAPACITACION EN COSTOS Y GESTION

Un sistema digital para hallar cada valija

Los chips de identificación por radiofrecuencia evitarán que miles de pertenencias de viajeros vayan a otros destinos. Once de cada mil valijas transportadas por las aerolíneas no llegan a su destino con sus propietarios. La administración de las valijas es uno de los principales costos de las aerolíneas, y la pérdida de equipajes supone retribuciones millonarias para estas compañías. Las etiquetas de radiofrecuencia (RFID) podrían cambiar este complicado panorama.

Según SITA, una de las principales compañías mundiales especializadas en la administración de equipajes en aeropuertos, con operaciones en 220 países, los extravíos y mala gestión de valijas provocarán este año a las compañías aéreas un costo de unos de 2.500 millones de dólares entre indemnizaciones, retrasos de los aviones y otros gastos.

Y es que casi once de cada mil equipajes que vuelan en el mundo no llegan a su destino con su propietario. Y aunque el 99% de las valijas suelen llegar varios días después, un 1% suelen perderse definitivamente. Según el mismo informe de SITA, anualmente son 204 mil los equipajes que nunca llegan a su destino, por pérdida o robo.

En un momento de alto costo del combustible, competencia de precios y aumento de costos por la seguridad, las compañías están estudiando fórmulas para mejorar el servicio y disminuir esos valores.


Ubicación exacta. Los despachos basados en un nuevo sistema de chip de identificación por radiofrecuencia (RFID), que permite rastrear el equipaje de los pasajeros en tiempo real y proporcionar una información exacta de su ubicación en caso de pérdida, serían una solución.

"En caso de extravío de equipaje, es posible localizar el equipaje en tiempo real. Se trata de un proyecto realizado en conjunto por Air France y KLM, las compañías piloto para probar su funcionamiento. En el primer trimestre del año próximo se evaluarán los resultados del proyecto y se definirán entonces los pasos a seguir para la puesta en práctica", explica Marc Emy, director gerente de Air France Venezuela.

La prueba arrancó en el trayecto ida y vuelta entre París y Amsterdam y posteriormente fue introducido por KLM en dos puntos de recepción de equipajes en el aeropuerto de Schipol en Amsterdam, hasta que paulatinamente todos los demás receptores estén acondicionados para el uso de dicha tecnología. Después, la experiencia se trasladará a Tokio y otros grandes aeropuertos de América y Europa.

"Para que este proyecto se ponga en práctica, los aeropuertos deben estar equipados con unos lectores especiales que identifiquen el equipaje a través del chip electrónico de las nuevas etiquetas (tags). Se empezará con los aeropuertos más importantes, para así continuar con el resto", explica Emy.

A partir de entonces, si una valija llega al aeropuerto de destino, en el momento en que el pasajero realice el reclamo las aerolíneas estarán condiciones de detectar exactamente en qué lugar se encuentra y resolver la situación de una manera más rápida y eficiente.

Igor Galo.
¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres
¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres

0 comentarios

¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres