Blogia
CAPACITACION EN COSTOS Y GESTION

Capacidades, el caso de un invidente

Eduardo Olivera Moore defendió hace un par de semanas su tesis en psicología y obtuvo la calificación más alta que una universidad puede otorgar a un estudiante: 100/100. Sin duda, esto es un gran logro para cualquier persona, pero en este caso el mérito es mucho mayor ya que Eduardo es una persona invidente y a sus 29 años profesional.

Estudió psicología en la UPAL en los cinco años que dura la carrera. Él se siente muy agradecido con esta casa superior de estudio y con sus catedráticos que aseguran que lo trataron como a un estudiante más.

Alumno del Instituto Eduardo Laredo de donde salió bachiller como uno de sus mejores estudiantes, logró incorporarse normalmente gracias a la labor diaria de su padre y su madre y del entonces director de este establecimiento, Franklin Anaya.

“Mis papás y mi hermana me dieron un apoyo increíble desde que nací; ellos me han enseñado que el conocimiento es luz. Hemos compartido muchas cosas; todo lo que he recibido es algo que no se puede describir con palabras. Y el apoyo que me dio el director de mi colegio, aquel gran hombre como era don Franklin Anaya, ha sido fundamental en mi vida”, dice Eduardo.

A los ocho años, fue al Instituto Helen Keller en Córdoba, Argentina, y paralelamente Olivia Moore de Olivera (su mamá) cursó estudios en el Instituto Alejandro Cabró en la misma ciudad a fin de ser la integradora de su hijo.

“Al instituto que asistí van las personas que quieren estudiar para ser profesoras de los no videntes y le dije a la directora que quería ser yo la integradora de mi hijo. Ella me advirtió que no sería una tarea fácil. De todos modos lo hice y aprendí el sistema brayle, cómo orientar a un no vidente y también aprendí a hacer mapas en relieve con diferentes texturas”, cuenta Olivia Olivera.

Por su parte, Juan Eduardo Olivera asegura que su hijo es una bendición y que les ha traído muchas satisfacciones.

“Cuando supimos de la discapacidad de Eduardo vimos la vida en figuritas, pero cuando empezó a hablar y a manifestar sus ideas, ha sido increíble. Nuestro hijo, pese a no ser vidente, ha dado mucha luz a nuestras vidas y en nuestro hogar. Él nos ha enseñado a ver. Los padres que tienen un hijo con algún problema de este tipo deben saber que tienen otras aptitudes, otras virtudes y que son aún más maravillosos”, asegura el padre de Eduardo.

EL ORIGEN DE SU DISCAPACIDAD

Fue un parto muy difícil, cuenta Olivia; porque perdí a mi madre cuando estaba embarazada y tenía mucho malestar. En ese tiempo no hacían ecografías y por eso me tomaron una radiografía, fue así que me enteré que estaba esperando trillizos. Decidí irme a La Paz y me hicieron una cesárea de emergencia a los seis meses de gestación”.

Nacieron tres varones de 30 centímetros y 600 gramos. Dos que eran gemelos y fallecieron a las 20 horas de nacidos. Eduardo estaba sólo en una bolsa y fue el único que sobrevivió.

Debido al bajo peso y obviamente a la falta de maduración dentro del vientre de su madre, Eduardo permaneció cuatro meses en incubadora.

“Me vine después de eso con mi hijo a Cochabamba; él ya pesaba dos kilos. Cuando cumplió 6 meses mi esposo y yo notamos que tenía estrabismo (desviación en los ojos) que a veces es normal en los bebés, pero en él era muy marcado. Por eso decidimos acudir a un oculista; creo que el especialista de una mirada se dio cuenta que mi hijo no veía. De todos modos pidió que se le haga un fondo de ojo y ahí ya nos dio el diagnóstico: le quemaron la retina cuando estaba en la incubadora”, explica Olivia.

Al tiempo, me fui informado y dicen que es falta de vitamina E, además debían vendarle los ojos y para no tener daño cerebral debía recibir mucho oxigeno.

Es un hecho que esta noticia fue muy dura y cambió el rumbo de sus vidas. Una vez que supieron de la discapacidad de su hijo lo llevaron a Miami, donde lo vieron cerca de 15 médicos.

“Allá me aseguraron que lo que sucedió con mi hijo fue incapacidad médica. Mi esposo es menos duro respecto de esto, pero yo no creo. Me aconsejaron que haga un juicio. ¿Para qué? El daño estaba hecho y lo que teníamos que hacer es aceptar la realidad y adaptarnos a lo que nos tocaba vivir; con la ayuda de Dios hemos salido adelante.

La pareja Olivera asegura que el mensaje fundamental a los padres que tienen un hijo con alguna discapacidad es que lo estimulen.

“Si estimulas con amor como hizo mi esposa con mi hijo Eduardo vas a tener buenos resultados. No digo por sus notas en la universidad, sino por cómo es en la vida. No deben abandonar a sus hijos y más bien deben integrarlos a la sociedad”, dice Juan Eduardo Olivera.

Eduardo Olivera Moore relata su vida, éxitos y proyectos en esta entrevista con ¡OH!.

¡OH!: ¿Cuántos años tardó en la carrera universitaria? ¿Cuál fue su método de estudio?

Hemos ido haciendo por semestre sin saltarme ninguna materia. Digo en plural porque sin la ayuda de mis padres no lo hubiera logrado. El apoyo que he recibido ha sido impresionante.

Mi método de estudio consistía en grabar en cada clase a los catedráticos y después escuchaba en mi casa. Cuando me daban textos para leer mi mamá me los leía y los grababa para poder estudiar. Debo decir que los docentes me hacían sentir como uno más; no hacían diferencias, tenía que estudiar como uno más, dar exámenes y presentar los trabajos. La única diferencia con mis compañeros es que yo rendía oralmente mis exámenes.

¡OH!: ¿Cómo considera que es la integración adecuada a un invidente?

La integración del niño invidente significa darle la oportunidad de poder realizar sus estudios en una escuela regular, o sea en una escuela de videntes. La integración del invidente dentro de la educación regular es de vital importancia, ya que le permite alcanzar un grado de socialización adecuado y mucho más efectivo que en centros de educación especial. Asimismo, con la integración se busca la participación plena de éste como persona en la educación, en el campo laboral y social.

¡OH!: ¿Qué opina del apoyo que existe en el país a los invidentes?

Lamentablemente, en Bolivia los institutos de educación especial no cuentan con profesionales calificados, ni instrumentos psicométricos que permitan detectar oportunamente problemas en el desarrollo de los procesos cognitivos como ser: percepción, atención, memoria, lenguaje y pensamiento, lo cual da lugar a que la integración del niño sea bastante traumática, constituyéndose en uno de los factores para el fracaso escolar.

Muchos profesionales coinciden en afirmar que las dificultades en el aprendizaje deberían ser detectadas oportunamente para darles una estimulación cognitiva y afectiva adecuada, que le permita al niño superar su sus problemas.

¡OH!: ¿Qué piensa de la ayuda del Estado?

Gracias a Dios y a mis padres yo no la he necesitado, pero considero que el apoyo es muy escaso. Existen muchas familias pobres que merecen atención de parte del Estado. No se debe olvidar que si bien nacen con discapacidades, ellos tienen otras virtudes y aptitudes por desarrollar. Y así se pueden perder muchos talentos. Por otro lado, en el país tampoco se cuenta con mucho material didáctico y esto es fundamental para apoyar las diferentes discapacidades existentes.

¡OH!: ¿Qué proyecciones tiene a corto y largo plazo?

Ejercer sirviendo a mi sociedad como psicólogo; me encanta la psicopedagogía. También quisiera ser catedrático; de hecho ya he conversado con la UPAL y existe la posibilidad de que pueda comenzar a dar clases el próximo año. También tengo en mente diferentes proyectos que quiero llevar a cabo. Uno de ellos es que el test que he elaborado para mi tesis se difunda y sea un instrumento útil; no quisiera que quede en nada.

¡OH!: ¿En qué consiste el test que ha elaborado?

Es un test para medir memoria en niños invidentes de siete años. Me encantaría que otros psicólogos puedan utilizarlo y también perfeccionarlo.

Es un trabajo inédito porque los test psicométricos que existen son para niños videntes. La memoria y el aprendizaje van de la mano y en la psicología es fundamental elaborar programas de prevención y estimulación en este campo. Sin embargo, para ello el especialista debe hacer un buen diagnóstico y para lograrlo necesita de un buen test; así sabrá dónde está el problema. Por todo ello, es que he elaborado este test.

¡OH!: ¿Cómo piensa difundir este trabajo?

Para elaborar este test he enviado mails a varios países como México, España. Argentina, Chile, porque quería saber si contaban con un test que mida la psicometría en niños invidentes y de todos estos lugares nos respondieron que no tenían. Gracias a esta solicitud, la Once (Organización Nacional de la Ceguera en España), entidad que trabaja mucho para diseñar instrumentos orientados a dar solución a los problemas de los niños ciegos, me ha invitado a participar con este trabajo en los premios internacionales de investigación de esta organización.

¡OH!: ¿Aceptó la invitación?

Sí, ahora que ya defendí mi tesis y ha sido aprobado mi tema me presentaré con este trabajo. Espero que me vaya bien.
¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres
¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres

2 comentarios

JOHN GERMANICO CUENCA CUENCA -

TE FELICITO POR ESE GRAN LOGRO Y CREO QUE EL RETO Y TUS METAS SE CUMPLIERON AL MAXIMO TE DESEO EXITOS EN TU VIDA PROFECIONAL.
ME GUSTARIA QUE ME ENVIARAS MAS INFORMACION DE TU VIDA Y QUE TECNICAS UTILIZO TU FAMILIA PARA SACARTE ADELANTE YO TENGO UN HIJO DE SEIS MESES DE NACIDO QUE NACI PREMATURO DE SEIS MESES DE GESTACION TE JURO QUE ME QUIERO VOLVER LOCO AL NO SABER QUE VOY HACER PERO AL LEER TU CASO ME DA FUERZA Y ESPERANZA DE QUE MI HIJO ALGUN DIA LLEGUE HACER ALGUIEN IMPORTANTE EN LA VIDA SOCIAL. TE CUENTO QUE MI ESPOSA FALLECIO AL DAR ALUZ AMI PEQUE AYUDAME CON TU CONSEJO Y DIME QUER DEVO HACER PARA SACAR A MI HIJO ADELANTE. DIOS TE VENDIGA Y TE DE MUCHOS EXITOS TE ADMIRO Y ME LLENA DE ALEGRIA GRACIAS SOY DE ZACATEPEC, MORELOS, MEXICO

anonimo -

Quiero que me manden un e-mail diciendo cuantos años dura la carrera de psicología al igual que magisterio 3 años....
¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres